Con Google Cloud Platform puedes replicar tu datacenter ‘en vivo’ en la nube sin parada de servicio y en cuestión de minutos

Nunca fue tan sencillo migrar a la nube sin parada de servicio y es que con el servicio de migración en vivo facilitado por Google Cloud Platform (GCP), es posible llevarse una copia replicada desde tu ‘data center’.

No importa si se trata de un servidor Linux o Windows, si tu servidor es físico o es virtual, si la arquitectura del sistema operativo es de 32 o de 64 bits, únicamente necesitas poder instalar un pequeño agente que se encargará del trabajo.

El agente se encargará de replicar continuamente los datos a la nube, y tu servidor podrá seguir trabajando sin necesidad de parada o de corte de servicio. Este agente está basado en python, se instala en la máquina fuente (la que se desea migrar) y realiza dos tareas principales:

Lectura a nivel de bloque de los discos que tiene la máquina y replicación inicial de la máquina a la nube sin parada de servicio. Esta replicación puede durar desde varios minutos hasta varios días, y depende de varios factores como: la cantidad de datos a copiar, la velocidad de escritura de la máquina origen, o el ancho de banda disponible entre la infraestructura origen y la de destino.

Monitorización en tiempo real de todas las modificaciones a nivel de bloque de los discos replicados.

Cada vez que una aplicación se ejecuta en la máquina origen, ésta escribe en cualquiera de los discos. El agente es el encargado de enviar este cambio a tiempo real al servidor de replicación ubicado en la infraestructura de destino. Dichos cambios son transmitidos de forma asíncrona de tal forma que el proceso no interfiera con las operaciones de escritura o que éstas se vean ralentizadas.

Dado que la replicación se realiza a través de internet, el agente es el encargado de cifrar y comprimir los datos desde la infraestructura origen a la infraestructura de destino ubicada en GCP. De esta forma, los datos transferidos son protegidos en su tránsito y a su vez, se optimiza el tiempo de transferencia. Hasta que el dato no llega a la infraestructura de destino no se descifra ni se descomprime.

Esquema de funcionamiento de la replicación de datos a la nube con Google Cloud Platform

El agente de instalación utiliza el puerto 80 para su descarga, pero para la replicación utiliza el puerto seguro 443 por el protocolo HTTPS. Adicionalmente es necesario abrir el puerto TCP 1500 desde la infraestructura origen para poder realizar la replicación de forma contínua.

Como se puede observar, este sistema es seguro y no requiere de unos requisitos complejos en lo relativo a la infraestructura de red.

Este sencillo sistema permite realizar múltiples replicas de varios servidores para así poder realizar una migración masiva a la nube sin parada de servicio. Una vez están finalizadas las réplicas es posible probar las máquinas en la infraestructura de destino de GCP y verificar que todo funciona correctamente.

Como la replicación es contínua, tú decides cuándo realizas el cambio definitivo. Además, también existe la opción de levantar la máquina migrada con mayor asignación de recursos si así lo necesitas (RAM, vCPUs, disco, GPU,…), disfrutando de todas las ventajas que ofrece la nube de GCP.

Dado que estamos hablando de la posibilidad de migración de los datos de su empresa a una nube pública, Google garantiza el cumplimiento de la normativa GPDR, y además así lo verifica la Agencia Española de Protección de Datos en este enlace (PDF).

Sistemas operativos actualmente soportados en este procedimiento

  • Microsoft Windows Server 2016 64-bit, Standard and Datacenter editions
  • Microsoft Windows Server 2012 R2 64-bit, Standard and Datacenter editions
  • Microsoft Windows Server 2008 R2 64-bit, Standard and Datacenter editions
  • Microsoft Windows Server 2003 with Service Pack 2, 32-bit or 64-bit, all editions
  • Microsoft Windows Server 2003 R2, with Service Pack 2, 32-bit or 64-bit, all editions
  • SUSE Linux (SLES) 11 or above
  • Debian Linux 8
  • Kali Linux 2.0
  • Ubuntu 12.04 or above
  • Red Hat Enterprise Linux (RHEL) 5.0 or above
  • CentOS 6.0 or above
  • Oracle Linux 6.0 or above

Finalmente, y a modo de resumen el siguiente gráfico resume el flujo de trabajo para migrar tus máquinas virtuales a Google Cloud:

Flujo de trabajo para migrar a la nube sin parada de servicio tus maquinas a Google Cloud Platform

Referencias:

Categorías: Google Cloud Platform

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies